31
May

31 DE MAYO: DÍA MUNDIAL SIN TABACO

 

 

50.000 personas fallecieron en España el año pasado por causa del tabaco, cifras muy PARECIDAS a las muertes provocadas por COVID-19.

El tabaquismo es la principal epidemia prevenible a la que se enfrenta la comunidad sanitaria.

 

Hoy 31 de mayo , la Organización Mundial de la Salud (OMS) y sus asociados mundiales celebran el Día Mundial Sin Tabaco, con el objetivo de informar y concienciar sobre los efectos nocivos y letales derivados de su consumo y de la exposición pasiva al humo. Aunque los cigarrillos electrónicos no contienen tabaco,  la mayoría contienen nicotina, propilenglicol, formaldehídos… debido a esto, la FDA los considera igualmente perjudiciales para la salud.

 

Dejar de fumar puede resultar difícil, más aún con el estrés social y económico añadido que ha traído la pandemia. A continuación te dejamos “tan sólo” 20 razones para dejar este hábito:

  • El tabaco causa en el mundo 8 millones de muertes cada año.
  • En promedio, los fumadores pierden al menos 10 años de su vida.
  • En España mueren cada año unas 3000 personas por causa del tabaquismo pasivo
  • El tabaco causa más de 20 tipos de cáncer.
  • El riesgo de padecer cáncer oral es 4 veces superior en fumadores y en el caso del cáncer de pulmón, lo es 22 veces.
  • Fumar disminuye las capacidades olfativas y de percepción de los sabores, especialmente para los salados, por lo que puede aumentar la tensión arterial al abusar de la sal. 
  • A nivel oral, el tabaco provoca una disminución de la secreción salivar lo que se traduce en una mayor presencia de caries en las raíces dentales. Además, el efecto vasoconstrictor de la nicotina impide una correcta vascularización y cicatrización en zonas donde se ha realizado por ej. una extracción dental o se ha colocado un implante. La piorrea y gingivitis quedan enmascaradas en los fumadores por este efecto vasoconstrictor de la nicotina. El fumador no sangra y apenas tiene inflamación de las encías, a pesar de estar enfermas. Al no existir esta “señal de alarma” se suele retrasar el diagnóstico y, por lo tanto, la puesta en marcha del tratamiento.
  • Los fumadores tienen más probabilidades de perder la visión y la audición, son más propensos que los no fumadores a sufrir una degeneración macular, cataratas y glaucoma.
  • El riesgo de padecer diabetes es más alto en fumadores.
  • El tabaco es un factor de riesgo de demencia y de otros trastornos cognitivos de la función mental. Según las estimaciones, el 14% de los casos de enfermedad de Alzheimer registrados en el mundo se atribuyen al tabaquismo.
  • El tabaco aumenta las posibilidades de causar infertilidad y disfunción eréctil ya que reduce el número y la motilidad de espermatozoides y afecta también a su morfología.
  • La menopausia llega de 1 a 4 años antes a las mujeres fumadoras debido a una reducción en la producción de óvulos
  • Las embarazadas que fuman o están expuestas al humo de tabaco ajeno tienen más riesgo de sufrir un aborto, parto prematuro o dar a luz a bebés con bajo peso.
  • Los hijos de fumadores tienen mayor probabilidad de padecer asma y otros trastornos respiratorios crónicos.
  • El tabaco provoca arrugas en la piel debido a la destrucción de las proteínas que le dan elasticidad, a la depleción de la vitamina A y a la reducción del riego sanguíneo.
  • Fumar aumenta el riesgo de padecer psoriasis, una enfermedad inflamatoria y no contagiosa de la piel que se manifiesta en forma de manchas rojizas, pruriginosas y exudativas que afectan a todo el cuerpo.
  • Los fumadores son más propensos a perder densidad ósea y a sufrir fracturas.
  • El consumo de tabaco supone una carga para la economía mundial. Se estima que los costos sanitarios para el tratamiento de las enfermedades causadas por el tabaco y la pérdida de capital humano por las afecciones y las muertes atribuibles al tabaco ascienden a 1,4 billones de dólares cada año.
  • La deforestación para el cultivo de tabaco tiene muchas consecuencias ambientales graves, entre ellas la pérdida de biodiversidad, la erosión y degradación del suelo, la contaminación del agua y el aumento del dióxido de carbono atmosférico.
  • El cultivo de tabaco suele entrañar un uso considerable de sustancias químicas, tales como plaguicidas, fertilizantes y reguladores del crecimiento. Estas sustancias pueden afectar a las fuentes de agua potable debido a la escorrentía de las zonas de cultivo de tabaco. Además, las colillas de cigarrillos son uno de los residuos más comunes en todo el mundo y la basura que más se recoge en playas, ríos y lagos. En estas colillas se han identificado sustancias peligrosas como arsénico, plomo, nicotina y formaldehído… que se filtran a los medios acuáticos y al suelo.

 

Por todas estas razones y muchas más, la Clínica dental Manso Cobos apuesta por un modelo de vida saludable y os anima a dejar de fumar.

 

Escrito por
Publicado en Ciencia
08
Mar

¿Afectan las mascarillas a la salud bucodental?

 

Desde hace 2 años las mascarillas forman parte de nuestra indumentaria y reflexiones tales como “ahora tengo mal aliento”  o “se me han teñido los dientes” son cada vez más comunes.

Diferentes estudios elaborados por  asociaciones y sociedades profesionales dentales  han concluido que las mascarillas, por sí mismas, NO son  responsables de la aparición de patologías bucodentales.

En lo que respeta al mal aliento (halitosis), las personas que afirman padecerlo desde que usan las mascarillas, ya lo presentaban desde antes de usarlas (pero no eran conscientes de ello!) El aire que expulsamos queda almacenado en el interior de la mascarilla y por ello , lo olemos ahora con más claridad que antes.

Por otra parte, es cierto que el uso de las mascarillas más allá de su tiempo recomendado hace que la saliva se acumule en ellas produciendo mal olor.

Lo que sí se ha podido evidenciar  es que :

a) Tener la boca  tapada casi todo el día ha provocado que nos “olvidemos un poquito de ella” y que reduzcamos los hábitos de higiene oral (favoreciendo el acúmulo de sarro, aparición de tinciones por placa bacteriana, caries y problemas periodontales).

b)  A principios de la pandemia , el miedo a quitarnos las mascarilla en espacios cerrados para beber agua , contribuyó a una reducción significativa en el consumo de líquidos. El agua aporta flúor, favorece la producción de saliva, ayuda en el proceso de autolimpieza de la boca… Por tanto,una disminución en su ingesta, conduce también al desarrollo de patologías bucodentales. 

 

En conclusión, mantengamos una dieta saludable de comidas y bebidas, no descuidemos nuestra higiene oral, sigamos un adecuado protocolo de revisiones bucodentales y continuemos utilizando las mascarillas siempre que sea necesario.

 

 

Escrito por
Publicado en Ciencia
11
Oct

¿Por qué las llamamos muelas del juicio?

 

Se llaman muelas del juicio a los terceros molares. Este es el nombre común entre la población y, en terminología científica, se conocen como cordales.

La denominación “muelas del juicio” hace referencia a la edad a la que erupcionan estas piezas dentales, que suele situarse entre los 16 y los 25 años de edad, etapa en la que se considera que hemos desarrollado la suficiente madurez y juicio.

 

Se trata de la última pieza dental en salir, aunque no todas las personas llegan a desarrollar los cordales. En este caso, los pacientes presentan lo que se denomina agenesia, que no es más que la falta de formación o desarrollo de una o más piezas dentales.

 

No siempre hay que proceder a la extracciónde las muelas del juicio. Si se trata de piezas sanas, que se forman en la posición adecuada y no desplazan a los dientes colindantes, no es necesaria su extracción.

 

En otros idiomas recibe un nombre con significado similar al castellano:

– Diente de sabiduría, en francés (dent de sagesse)
– Diente del juicio, en inglés (wisdom tooth)
– Muela de la mente, en árabe (ders-al-a’qel)
– Diente de sabiduría, en chino (Zhi Ya), de Zhi (sabiduría) y Ya (diente)

 

 

Escrito por
Publicado en Ciencia
04
Jul

Depresión y Salud Oral

 

Ldepresión es un trastorno mental caracterizado por sensación de tristeza, pérdida de interés o de placer, sentimientos de culpabilidad, baja autoestima, trastorno del sueño, alteraciones del apetito, sensación de cansancio, falta de concentración…

 

Según datos de la Organización Mundial de la Salud, más de 300 millones de personas en el mundo sufren depresión. En el caso de España, afecta al 5,2% de la población. La pandemia de la Covid-19 ha incrementado la prevalencia de forma considerable

 

La depresión tiene una relación directa sobre la salud de la boca:

 

1.  Puede conllevar a descuidar aspectos básicos de higiene diaria como puede ser el cepillado de dientes, abandonar revisiones odontológicas, recurrir a una dieta inadecuada. Todo ello puede dar lugar a caries, gingivitis, piorrea, halitosis

2.  La ansiedad que sufren las personas con depresión puede conducir a la aparición de bruxismo o rechinamiento de dientes.

3.  Además, los pacientes depresivos tienen un alto riesgo de hábitos nocivos (tabaco, alcohol, drogas, etc.) todos ellos perjudiciales para la salud en general y también la oral en particular.

4.  Los medicamentos antidepresivos recetados pueden generar xerostomía (Disminución en la producción de saliva). La saliva es imprescindible porque: a) Mantiene las mucosas hidratadas de manera permanente, lo que nos permite hablar correctamente o saborear los alimentos b) “Arrastra” a las bacterias regulando así la flora de la boca. C) Colabora en la remineralización del esmalte aportando iones de flúor, calcio y fosfato. D) El pH salivar ayuda a equilibrar el pH de la cavidad bucal, ayudando a neutralizar los ácidos producidos por las bacterias.

 

Por todo ello insistimos en la importancia de acudir al dentista, ya que esta enfermedad puede incrementar los problemas bucodentales y la necesidad de realizar distintos tratamientos. Igualmente.  Es importante también realizar un correcto cepillado, al menos dos veces al día con pasta fluorada, para evitar el acúmulo de la placa bacteriana y la aparición de caries y patología periodontal. Recomendamos evitar bebidas carbonatadas y productos precocinados o envasados ya que provocan caries y sobrepeso .Finalmente, el uso de  sustitutos salivales ayudan a hidratar la boca y estimular la salivación.

Escrito por
Publicado en Ciencia
19
Abr

Salud Oral en tiempos de pandemia

 

Un estudio que publica el Journal of Clinical Periodontology , la revista de mayor impacto para la comunidad científica odontológica, revela que la periodontitis se asocia significativamente con un mayor riesgo de complicaciones por COVID-19

 

Por un lado, el estudio pone de manifiesto que las personas con periodontitis muestran un nivel en sangre significativamente superior de marcadores como el dímero D, el recuento de glóbulos blancos y la proteína C reactiva. Esto, según concluyen los responsables del estudio, significa que los pacientes con periodontitis tienen una mayor probabilidad de desarrollar una respuesta inmune e inflamatoria aberrante, la llamada "tormenta de citoquinas" responsable del rápido deterioro de muchos pacientes con COVID-19.

 

Pero además, la periodontitis se relaciona estrechamente con la neumonía. Esta asociación se debe a la aspiración de patógenos bacterianos que residen en la cavidad oral (principalmente dentro de las bolsas periodontales) que una vez aspirados, podrían colonizar los pulmones. Si estos pacientes resultan infectados por el SARS-CoV-2 tienen 4,5 veces más probabilidades de padecer neumonía bilateral y necesitar de ventilación asistida.

 

Todas estas evidencias son especialmente importantes si se tiene en cuenta el elevado número de personas que actualmente tienen periodontitis en nuestro país, en muchos casos no diagnosticada. En la última Encuesta de Salud Oral en España (de 2020) se indica que entre un 25-34% de adultos tienen bolsas periodontales, revistiendo un carácter severo en el 8% de los adultos jóvenes y el 12% de los adultos mayores.

 

Por tanto, mejorar la salud periodontal y la higiene bucal puede ayudar a controlar la pandemia de COVID-19. Un correcto cepillado de dientes y lengua, así como el uso de colutorios con acción viricida (por ejemplo, aquellos que contienen cloruro de cetilpiridinio) ayudan a disminuir la carga viral y la transmisión del virus.

Escrito por
Publicado en Ciencia
07
Nov

Estrés y Salud Oral

 

Ante cualquier situación estresante  el cuerpo activa una serie de mecanismos que lo preparan para afrontar esa amenaza. Estos mecanismos son la liberación de adrenalina, de cortisol, la producción de citoquinas (IL6,IL1…)etc..

 

Si la situación estresante se mantiene de forma continua durante demasiado tiempo , estos mediadores, en lugar de ayudarnos a defendernos de la amenaza, provocará la aparición de enfermedades  cardiovasculares, diabetes, depresión, ansiedad, alteración de capacidad de curación de tejidos, activación de herpes virus…

 

La cavidad oral  también se ve afectada por el estrés. Los problemas bucodentales que pueden relacionarse con estados de estrés prolongado pueden ser:

 

  • Gingivitis necrotizante:  Es especialmente dolorosa y viene acompañada de mal aliento debido a que se produce necrosis (gangrena o desintegración) de las papilas  :

              gingivitis ulcerosa  

 

  • Herpes labial

            herpes labial-

 

  • Enfermedad periodontal ( o piorrea) : El incremento IL-6, IL-1…que tienen lugar durante la situación estresante puede conducir a la destrucción de tejidos blandos y pérdida ósea

 

  • Otra de las afecciones bucodentales que muestra una vinculación más directa y fuerte con el estrés es el denominado bruxismo ,que se caracteriza por el apretamiento y/o “rechinado” de los dientes.

 

          FOTO BRUXISMO

 

 

 

Por tanto, ante el estrés, 3 sencillas recomendaciones a seguir:

 

     1. Fije horarios regulares para realizar actividades relajantes, gratificantes y saludables.

 

     2. Acuda a su dentista periódicamente para prevenir problemas periodontales así como desgastes o fracturas dentarias, dolores de cabeza, contracturas musculares…derivados del bruxismo

 

     3. Las situaciones estresantes muchas veces no van a desaparecer, por lo que debemos aprender a identificarlas y reducirlas a niveles más tolerables. Si es necesario, debemos pedir ayuda a un profesional

 

 

 

 

Escrito por
Publicado en Ciencia
23
Ago

Halitosis

 

La halitosis o mal aliento, alude al conjunto de olores desagradables que salen de la boca independientemente de cuál sea su origen. 

Se da una situación paradójica en la halitosis : hay muchas personas que tienen mal aliento pero que no son conscientes de su problema y  otras , en cambio, viven obsesionadas con una halitosis “imaginaria” que no puede ser confirmada 

 

 

Causas

 

Aproximadamente el 90% de los casos de las halitosis tienen una etiología oral:

 - Gingivitis  y periodontitis : Bacterias presentes en estas patologías orales como por treponema denticola, porphiromas gingivalis y bacteroides forsythus…producirán gases malolientes como los sulfuros, mercaptanos…

- Caries extensas, empastes desajustados, prótesis en mal estado…donde quedan restos de comida que se descomponen y dan lugar al mal olor.

- Ulceraciones orales benignas o malignas cursan con mal olor debido a la gangrena de los tejidos.

- Xerostomía o déficit en la producción de saliva. La saliva ejerce un efecto de barrido sobre las bacterias y restos de comida. La disminución de saliva favorecerá , por lo tanto, la proliferación bacteriana y producción de gases.

- Criptas (orificios) profundas  en las amígdalas. Estos orificios se obstruyen  con restos de alimentos y bacterias dando lugar a "tonsilolitos" (ver foto), los cuales desprenden un fuerte olor desagradadable

 

 

caseum amigdalar 768x403

 Tonsilolito en el interior de criptas amígdalina

 

Pero también la halitosis se puede deber a causas extraorales  : 

 

- Alimentos : Hay comidas cuya digestión genera vapores sulfonados que entran en la sangre. Cuando ésta llega a los pulmones, dichos vapores se expelen con la respiración. Los mejores ejemplos de este tipo de comida son el ajo,la cebolla, brécol, el pepinillo, cebollino, las coles de Bruselas, el café y el alcohol. Estos pueden durar hasta 24 horas en la sangre.

4 1 1 onions 03 03

- Patologías respiratorias: Sinusitis,presencia de pólipos,laringitis, traqueitis y bronquitis

- Pat. gastrointestinales: Hepatitis,fístulacolono-gástrica, fístula aortoentérica,  diverticulosis,reflujo, estenosis pilórica, hernia de hiato...

- Pat. Metabolicas:  En la diabetes mellitus descompensada, el aliento adquiere un olor característico llamado acetonémico, que recuerda al de la fruta marchita.  En la Trimetilalminuria, la incapacidad del organismo para metabolizar la colina,  conducirá a la acumulación en sangre y otros fluidos de trimetilamina, compuesto responsable del mal olor del aliento, orina y sudor.

- Pat. Renales: La uremia de las alteraciones renales produce un aliento con olor a orina por la excreción de urea a través de la cavidad oral.

-Pat. hepáticas: Los enfermos con problemas hepáticos y biliares presentan un olor ratonil en el aliento bastante característico. 

 

Tratamiento

 

El mejor método es un correcto cepillado dental y lingual . La lengua deberá de adquirir tras el cepillado un color rosado en lugar de blanquecino.

- El hilo dental es imprescindible para eliminar restos de comida impactados a nivel interdental. Se aconseja su uso al menos una vez al día.

- El empleo de colutorios después del cepillado resulta también muy beneficioso para reducir el mal aliento . El mejor momento de utilizarlos es antes de ir a dormir, ya que los restos del producto quedan en la boca por la noche, que es cuando la actividad bacteriana es mayor, y el flujo de saliva menor. 

- Se intentará eliminar los factores como tabaco o alcohol

- Evitar el consumo excesivo de ciertos alimentos como ajo, cebolla, coles...

- Incrementar la ingesta de agua entre las comidas es recomendable ya que la sequedad de la boca favorece la proliferación bacteriana. El agua, al igual que la saliva tiene acción barredora sobre la superficie de la lengua, encías y dientes, de tal forma que elimina restos de alimentos y bacterias de la cavidad oralcuando disminuye el flujo de saliva las bacterias generarán mayor cantidad de compuestos gaseosos

- Es imprescindible acudir al dentista para el tratamiento de caries, gingivitis, periodontitis, restauraciones o prótesis desajustadas... 

- Las personas con xerostomia pueden emplear técnicas de aumento del flujo (mascar chicle o parafina, utilizar fármacos para aumentar el volumen de saliva como la pilocarpina, el betanecol, etc.) 

- Aquellas personas con criptas en sus amígdalas pueden practicar gargarismos (con agua y sal, colutorios...) todos los días. Puede estar indicada también la extirpación de la amigdala.

- En caso de halitosis extraoral, habrá que acudir al especialista para actuar en la verdadera raíz del problema. 

 

 

 

 

Escrito por
Publicado en Ciencia

Utilizamos cookies para mejorar tu experiencia al navegar por la web.